Chiffon de Naranja

El chiffon. Sin ser un producto netamente peruano, se podría decir que es un clásico para todos nosotros, casi infaltable en nuestros recetarios de cocina.


Y si pregunto, ¿quién nunca en su vida lo ha comido? Quizás sean muy pocos, sobre todo si se trata del famoso Chiffon de Naranja.

Desde que tengo uso de razón ha existido el chiffon, claro que tampoco es que tenga la edad del mundo, pero unos buenos años sí que tengo. Recuerdo de chica haberlo comido, haberlo disfrutado.

Y es que es tan esponjoso, tan aireado, tan suave. Me encanta esa sensación como que se deshace en la boca, tanto así que parece uno de esos antojos que de ninguna manera te harían engordar. Eso sería la gloria, pero nada es tan perfecto.

Así como los queques, que puede haber de muchos sabores, lo mismo sucede con el chiffon, hay muchísimas variaciones, desde el simple de vainilla, hasta de chocolate o de nueces. Pero nada, nada mejor que la versión de Naranja, sin duda el más popular de todos.

El chiffon está tan arraigado a nuestro paladar que de verdad pensé que era un invento peruano. Obviamente el nombre grita a voz en cuello que peruano no es, pero es que como lo he visto toda mi vida, y es vendido en todos los rincones del país, que pues es fácil confundirse.

Pero no, el chiffon es totalmente norteamericano, y el inventor fue un vendedor de seguros llamado Harry Baker, que en el año 1927 le dio vida, llegando a hornear hasta 42 al día en su propio departamento en Los Angeles. Años más tarde vendería su receta a la compañía General Mills, los creadores de la tan conocida Betty Crocker, y así, en 1948, fue bautizado y popularizado como el “Betty Crocker Chiffon”.

La receta de hoy no es la receta original del señor Baker, tampoco la de Betty Crocker, es la receta de siempre, la que está en todas las cocinas peruanas. Pero saben, hay un detalle interesante, y es el uso de la fécula de maíz.

Y es que para tener el mejor resultado se debe usar harina sin preparar y fécula de maíz, y esto es porque la receta original hace uso de la famosa cake flour que en Perú no la venden, pero que se puede hacer en forma casera reemplazando una parte de la harina por fécula, he ahí la razón.

El paso a paso para preparar este Chiffon de Naranja lo pueden ver en este video.

Y aquí tienen la receta completa para que la puedan imprimir:

Chiffon de Naranja

  • Partes: 1 molde de tubo de 10 pulgada
  • Imprimir

Ingredientes:

  • 2 tazas de cake flour (ver las notas al final de la receta) (226 g)
  • 4 cucharaditas de polvo de hornear (18 g)
  • ½ cucharadita de sal (3 g)
  • 1 taza + ½ taza de azúcar (300 g)
  • 6 huevos, separadas las yemas de las claras
  • ¾ taza de jugo de naranja (187 cc)
  • 2 cucharadas de ralladura de naranja (30 cc)
  • ½ taza de aceite (125 cc)
  • ½ cucharadita de cremor tártaro (opcional) (1.5 g)

Preparación:

  1. Precalentar el horno en 325°F/160°C.
  2. En un tazón grande cernir por tres veces la cake flour junto con el polvo de hornear y la sal. Agregar una taza de azúcar y mezclar. Reservar.
  3. En un tazón, con ayuda del batidor de mano, batir las yemas junto con el jugo y ralladura de naranja y el aceite. Batir hasta que todo quede integrado.
  4. Agregar los ingredientes líquidos a los secos y batir hasta integrar. Reservar.
  5. En el tazón de la batidora, comenzar a batir las claras, cuando empiecen a espumar, agregar el cremor tártaro.
  6. Cuando estén bien espumosas, comenzar a agregar la media taza de azúcar, hacerlo cucharada por cucharada, y batir hasta que las claras estén firmes.
  7. Colocar un tercio de las claras a la mezcla de yemas y mezclar bien con la ayuda de una espátula. Luego agregar el resto de las claras mezclando en forma envolvente.
  8. Vaciar la masa en un molde de tubo de 10 pulgadas, totalmente limpio (sin engrasar ni enharinar) y hornear por 1 hora.
  9. Retirar del horno y dejar enfriar boca abajo. Si el molde no tiene patitas que ayuden a que esté en alto, colocarlo sobre una botella.
  10. Una vez esté totalmente frío, pasar una espátula o cuchillo sin punta alrededor del molde y desmoldar sobre un plato.

Notas:

  • Para obtener 2 tazas de cake flour, medir dos tazas de harina sin preparar, retirar 4 cucharadas de harina y reemplazarlas por 4 cucharadas de fécula de maíz.
  • Si usan un molde que no es desarmable, forrar la base con papel manteca (no engrasar).
  • Es importante que el chiffon enfríe boca abajo, de esa manera no se baja y se mantiene esponjoso.
  • El cremor tártaro es opcional, pero se recomienda usarlo para ayudar a darle más  firmeza y estabilidad a las claras.

Anuncios

Acerca de Nydia

Cuando era soltera, rara vez cociné en casa de mis padres, pero cuando me casé tuve que entrar a la cocina, sobre todos los fines de semana que era cuando mi esposo y yo almorzábamos en casa, juntos preparábamos el almuerzo. Y así, poco a poco encontré el gusto a la cocina con la repostería, porque con ella puedo engreír a mi familia y sobre todo endulzarles la vida.
Esta entrada fue publicada en Queques y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Si te gustó mi publicación o tienes alguna consulta, déjame tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.