Muffins de Miel con Zarzamoras, o cualquier otra baya

Aquí estoy, retomando el blog después de más de un mes de estar ausente. El motivo, la renovación de mi cocina.

Y para iniciar esta nueva etapa, elegí estos Muffins de Miel con Zarzamoras que me parecieron estupendos y lo mejor, puedes reemplazar las zarzamoras por otra fruta similar.

Es una receta sencilla que te da para 6 a 9 muffins, depende de la cantidad de zarzamoras que le pongas. Es ideal para una familia pequeña o cuando no a todos les gusta este tipo de preparación.

El paso a paso para preparar estos deliciosos Muffins de Miel con Zarzamoras lo pueden ver en este video.

Y aquí tienen la receta completa para que la puedan imprimir:

Muffins de Miel con Zarzamoras

Ingredientes:

  • 1 taza de harina
  • 1 cucharadita de polvo de hornear
  • ¼ cucharadita de sal
  • ¼ cucharadita de canela (opcional)
  • 50 g de mantequilla sin sal
  • ¼ taza de miel
  • 1 huevo
  • ¼ taza de yogurt natural
  • 1 cucharadita de vainilla
  • 1 – 1 ½ tazas de zarzamoras (o cualquier otra baya)
  • 1 cucharada de panela o azúcar rubia

Preparación:
1. Precalentar el horno en 375°F/190°C.
2. Colocar pirotines para horno en los moldes de muffins o, si no se usan pirotines, engrasar bien los moldes.
3. En un tazón cernir la harina junto con el polvo de hornear, sal y canela. Reservar.
4. En un tazón batir la mantequilla con la miel hasta que la mezcla quede cremosa.
5. Agregar el huevo y batir hasta que se integre bien.
6. Agregar el yogurt y la miel y batir. Si la masa se corta, agregar una cucharada de los ingredientes secos ya cernidos.
7. Añadir los ingredientes secos y mezclar hasta que estén integrados.
8. Agregar las zarzamoras (o la baya que estén usando) y con una espátula mezclar.
9. Repartir la masa en los moldes de muffins y espolvorear con panela.
10. Hornear por 20 a 25 minutos, hasta que hayan dorado y el probador salga limpio.
11. Retirar del horno, dejar reposar 5 minutos y desmoldar sobre una rejilla para que enfríen.

Acerca de Nydia

Cuando era soltera, rara vez cociné en casa de mis padres, pero cuando me casé tuve que entrar a la cocina, sobre todos los fines de semana que era cuando mi esposo y yo almorzábamos en casa, juntos preparábamos el almuerzo. Y así, poco a poco encontré el gusto a la cocina con la repostería, porque con ella puedo engreír a mi familia y sobre todo endulzarles la vida.
Esta entrada fue publicada en Muffins y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Si te gustó mi publicación o tienes alguna consulta, déjame tu comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .